P O R T A D A       Detalle de la fotografía de Ramon Masats que aparece en la cubierta de UNA MIRADA A HUELVA    
      Manuel Crespo García   punto de encuentro
  33 fuego - miscelánea    

Sorprendiendo
a Huelva
(Comentario al libro Una mirada a Huelva
de Manuel Garrido Palacios,
Colección 'La espiga dorada', Huelva 2004)

  índice de autores
             
         

 

 

Si, nació sorprendiendo como Venus boticelliana, con autenticidades de quienes siempre creyeron en sus múltiples dones, desde un entorno de siglos cantados por los que, si ya no están, siguen y hay que encontrarlos en esa idea de alabanza espontánea. Y lo que hoy es libro de mil amores ayer fue amor de mil libros que en cada tiempo encerraron cientos de historias, miles de recuerdos. Esto, y todo lo demás, se recoge —lo recoge— se compone —lo compone— se alterna —lo alterna— con su peculiar caleidoscopio, artilugio que hace mucho tiempo dejó de registrar en sus múltiples espejos lo que en los otros espejos no debía de aparecer: esos de latón y de marcos apolillados.

El libro es nuestro libro porque es libro de todo, y todo es de todos cuando sorprende; y lo es porque el libro es la Huelva perdida y encontrada en letra impresa, la de dentro y la de fuera; la que vieron los de un tiempo anterior y la de aquellos que la estuvieron descubriendo siempre sorpresivamente: los que nunca se rindieron a las medianías sin prestar oídos a afanes partidistas; los que tan sólo oyeron el murmullo del aire, la salobridad del mar, la humedad fértil de la tierra, el encanto de Huelva.

Esa memoria colectiva y emergente es concha que nos trae desde el fondo de la historia el recuerdo salino de aquella belleza única formada por espumas de rutas vírgenes, de osadías sin nombre, de tantas y tantas cosas que hoy sorprenden —nos sorprende— no por nuevas, ni por eternas, sino porque aparecen de nuevo con las razones de la letra impresa. Y ante la sorpresa, sorprendidos, tan sólo podemos decir: si, esto sí es Huelva.

Un suave viento salino parece contestarnos desde el batir de las hojas del libro; respuesta coral de voces universales: 'Si, esto es Huelva. Lo decimos nosotros, los que hicimos camino, los que sembramos, cultivamos y cosechamos todo lo que hoy alberga una insignia azul y blanca. Los que desde sus tierras vírgenes aparecemos en las páginas de un libro a la luz de una pregunta que gritamos: sí, somos nosotros, aquellos que nos enamoramos de lo que a otros no interesó o pospusieron en cadena de futuro para dar paso a valores del momento o a las políticas de siempre. Y yo, como libro nacido, sorpresivamente, de otros libros, hijo de muchos padres, quiero que esta tierra que me inspiró la cantaran los Alfonso X, Jacobo del Barco, Fernán Caballero, Bonald, Caro Baroja, Cervantes, Lope, Góngora, Caro Baroja, Alcalá Zamora, Edrisí, Gala, Juan Ramón, Lara, Cela, Irving..., y cuantos fueron acogidos por la cuidadosa selección de Manuel Garrido Palacios'

Y otra pregunta le viene a la memoria al autor de este comentario ¿Estarán celosas aquellas otras cuartillas sin contenido que se quedaron en solitarias y entelarañadas estanterías para tan solo servir de albergue a los anuncios, proclamas o promesas incumplidas?.

Quizás hagan falta para los días del desafuero el mito fallido, los valores despreciables en su suceso repugnante, la falacia, la alabanza al gigante de los pies de barro. Pero ya, desde hoy mismo, existe un nuevo metro de platino e iridio que, como La Espiga Dorada, separa el vano fruto de la hojarasca y reabona la mies con tan solo una verdad sin mancha.

Si, será entonces cuando vuelva la Huelva del libro a colgar sus colores de mar, tierra y aire y el pintor de pintores conseguirá Una mirada a Huelva que nos sorprenda como la primera vez, como ha hecho el libro que acaba de nacer y que tenemos en las manos.

UNA MIRADA A HUELVA, de Manuel Garrido Palacios

   
             
          Manuel Crespo García Datos sobre el autor   foro de opinión
  PORTADA                       fuego - miscelánea   inicio de la página