e o m . aire . 4 . octubre 2001            
                     
                       
        e o m . aire . 4 . octubre 2001          
         

Cinco

Poemas

Eugenia Stoll

       
       
       

 

   
                       
       
   
 

 

Basta de relojes parcos
en la plenitud de la vida.

Basta de pausas,
ya está.

Ahora mismo empiezo a escribir mi propia historia.

Y ponerme pantalones o subirme la falda

¡¡¡ Es lo mismo !!!

Estaré despierta desde ya
al planeta que rige la curva amazónica.

Y no escatimaré detalles,
seré sucia, etérea y malvada.

Estoy dispuesta, bien dispuesta...
a que mi próximo orgasmo
alcance una magnitud
de canto de las sirenas en celo.

Basta de espacios muertos
De puteadas contenidas
y derroche de castidad animal.

Basta de la mentira bien servida
y con la roca sumergida.

Voy a publicar sin previo aviso a mis recuerdos.

 

   

 

   
 

 

Busco la sabiduría que se esconde en las almohadas
__________________________________________de los viejos intelectuales
Busco la belleza en la curva húmeda y apretada
_______________________________________de las rebeldes aniñadas
Busco la libertad tan esperada, en los libros
___________________________________de mi lejana infancia
Busco la música que me arranque
___________________________de los ojos... suavemente... lágrimas de amoral

Busco la razón que se desprende de la primavera

A flor de piel, estoy.

Busco la rebeldía con causa
______________________debajo de mi cama, se esconde
______________________el pantano,
______________________del fondo embrujado

Busco el anillo ausente

Busco un emblema que se erice más alto
_________________________________que mi desesperanza

Busco una bomba para la inconsciencia
________________________________de saberme perdida

Busco el olfato que me guíe, por caminos sinuosos,
_________________________________________de lobo estepario

Busco los 16, esa rara belleza
________________________arriba de tacones doblados

 

 

       

 

   
 

 

Si soy tonta, vos mi lío
nada más, es todo lo que digo.

Sin la compañía noctámbula
estoy sentada en el banco de los lamentos
más que vos, más que él
no tengo nada, solo el gato que me acompaña
y con él hago el amor, hablo, nos sentamos a comer
y miramos la luna nacer, crecer y morir
Toda la noche.
La violencia de mis años flojos
empezó a nacer como una espina
hundida en el pulgar.
Busqué la llave, debajo del bidet,
abrí el cajón, de la mesa de luz,
tirada en el altillo.
Saqué el arma desgastada
por el uso de mis amistades
muertas.
Y disparé, disparé al aire puto que contamina
mi rutinaria vida.
Al armazón gastado de tanta marcha.
A la ventana que cerrará para siempre
la infamia de vivir,
como perro hambriento,
como gata en celo,
como exploradora de adicciones nuevas.
Como un ser humano que nunca debió nacer.

 

 

   

 

   
 

 

Solo la categoría de salvajes
nos salva del mapa
trazado por no sé quién.

Bajo el marco del delito
tu terreno,
es esta tierra.
Tu mentira llena
al conjunto
que te acompaña.

Cuando yo nacía
había almas
que gemían,
tirados en la esquina
clandestina.

Entonces no me hablen
de verdad y de vida.

Cuando yo nacía,
las líneas de mi país,
desaparecían
para dejar lugar
a vertientes sangrientas.

Tribus perdidas, la salvación
No busco, no encuentro
Donde poner tanta pasión
Donde poner al enemigo

Por eso, lloro esta pasión perdida
bailando sobre la piedra,
a la par de las hojas salvajes
de un bosque perdido
del mapa sin luz.

Que será de mí
sin una revolución
________________que infle mi corazón
___________________________________y saque chispas de los ojos.

Esquemas inmersos,
______________________Trazados por no sé quién.

 

 

 

       

 

   
 

 

Ya no persigo mariposas
ni escribo cuentos de hadas.
No quiero sufrir,
pero el corazón dice basta.

Ya no junto hojas doradas
ni busco el sol en la ventana.

Yo, esta niña perdida... soy yo.

Ya no persigo la justicia
me basta con que me llame
algún día.
Ya no colecciono fantasías,
sino un imperio
de anécdotas
y viajes en calesita

Yo...ni sueños
_____ni abrigo.
_____Yo y la tormenta
_____quieta,
_____a la espera...

Ya no invento sueños,
vivo en ellos.
Y con eso me entretengo.
(necesito golpes para crecer
y temblores para pensar)

Yo no busco la causa
que se arrincona
en la primavera.
Yo, ya no busco
la rosa mística
que acompaña al viento

Yo busco la señal de cambio
al otro lado
del espejo interior

Yo persigo la infamia
y la suerte para vivir.

Yo busco
la pureza
en la intimidad
________________del trazo
_________________________de la pluma.

Y en la pluma
está la voz
de la inconsciencia
de saberme guerrera

 

 

 

     
 

Eugenia Stoll

Tiene 24 años, vive en Argentina y estudia diseño.

 

 
  Datos en el índice de autores